Isabel Macedo y el emotivo mensaje a su papá
22/09/2016
Caso Trogliero: declaraciones de amigos y una testigo clave
23/09/2016

Buscan alivianar la causa afirmando que Javier tenía “mala macha”

Ante los jueces de la Sala II del Tribunal de Juicio, los testigos que presentó la defensa de Gómez Paz remarcaron que esa noche habían bebido mucho alcohol y que Trogliero “insultaba más de lo común”.

Los testigos que presentó la defensa de Juan Carlos Gómez Paz, acusado de ser el autor material del crimen, buscaron alivianar su situación al asegurar que en la fiesta que terminó con el homicidio no vieron un conflicto o bronca entre ambos muchachos. Y además agregaron que “Javier tenía ‘mala macha’ y era de ir a provocar, de buscar pelea” en ese estado.

Javier Trogliero fue asesinado en la madrugada del 1 de junio de 2013, al final de una despedida que le habían organizado a Mario del Barco, quien iba a viajar a Ecuador. Por su muerte, tres son los imputados: Gómez Paz, acusado de ser el autor material; Del Barco y Sebastián Guitián, supuestos encubridores del homicidio.

Otro de los testigos fue Gustavo García Saravia, amigo de Del Barco y de Gómez Paz, quien describió lo sucedido en la fiesta esa noche del 1 de junio. “Todo se organizó por whatsapp; le dije a Mario que yo iba a comprar el asado y que iba con Cristian Costello. Comimos entre los tres y cerca de las 12 de la noche empezaron a llegar los chicos que estaban invitados”, relató.

Todos llegaron, según García Saravia, con bebidas: cerveza, fernet, vodka, whisky, etc. Después de la comida jugaron al póker, hicieron pulseadas, “todo se desarrollaba de una manera normal. A las 4 me retiré de la casa y a las 8 me llamaron comentándome que Javier había fallecido”, contó.

Según García Saravia, esa trágica noche no escuchó una broma que Trogliero le habría hecho a Gómez Paz cuando éste preguntó sobre un tal Marcelo y la víctima le habría respondido, entre serio e irónico: “agachate y conocelo”.

En esto coincidieron todos los que declararon ayer: Diego Sebastián Federik, Nicolás Ricardo Reimundín y Javier Alejandro Márquez. Todos ellos también se declararon amigos de Del Barco y de Gómez Paz.

García Saravia fue claro al asegurar que esa noche no vio rencor entre la víctima y el principal acusado del crimen. Esta fue la misma opinión de los otros tres testigos.

No obstante, sostuvo que en alguna fiesta Trogliero “se ponía quilombero”, “cuando estaba borracho; por ahí insultaba más de lo común, pero eran insultos, no lo vi pelearse nunca con nadie”.

Ese 1 de junio, según García Saravia “Javier y Juan Carlos estaban bastante “tocados” (“más tomados”); estaban mejor Guitián y Del Barco”.

Además, contó un episodio que vivió en un pub del paseo Balcarce. “Había salido con Juan Carlos, nos cruzamos con Javier. Juan Carlos iba adelante y Javier me hizo un comentario: “¿Qué haces con el boludo este?”. Yo no le dije nada”.

Fue Ricardo Reimundín quien contó al jurado que en una reunión con otros amigos, posterior al crimen, le habían dicho que “Javier tiene mala macha y era de ir a provocar, de buscar pelea” en ese estado.

 

Comentarios

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *